Spedizione gratis in Italia per ordini superiori a 130€

0

Tu carrito está vacío

TRUFA NEGRA FRESCA DE BAGNOLI (Tuber mesentericum) - Primera elección

Pezzature
Peso

Avísame cuando éste producto esté disponible:

📦 Spedizione a temperatura controllata con consegna in 24/48 ore dal Lunedì al Mercoledì

💳 Pagamenti sicuri con Carta, PayPal, o in Contanti alla consegna.

☎️ Assistenza 24/7 tramite telefono/whatsapp +39 3206116810

  • Calibres a partir de 20 gramos según disponibilidad
    Procedencia Campania

    La Trufa Negra de Bagnoli (Tuber Mesentericum) también conocida como Trufa Negra Ordinaria / Fenicia está considerada entre las trufas de aroma más intenso, tiene un fuerte olor a fenol, muy penetrante, que embellece los alimentos, especialmente los platos de pasta. Entre las pocas trufas que conservan su aroma incluso después de la cocción y, por lo tanto, también se pueden incluir en recetas que requieren una preparación y cocción particularmente largas.

    AROMA - muy intenso, fenólico, de tintura de yodo, que se desvanece rápidamente después de la cosecha.
    SABOR - intenso, poco agradecido y ligeramente amargo, que se vuelve agradable con la cocción.
    PERÍODO DE COSECHA DE LA TRUFA NEGRA DE BAGNOLI La Trufa Negra de Bagnoli (tuber mesentericum) se recolecta DEL 1 DE SEPTIEMBRE AL 15 DE ABRIL.
  • Enviamos trufas frescas de lunes a miércoles inclusive, mientras que los pedidos que lleguen de jueves a domingo se procesarán a partir del lunes siguiente. La entrega generalmente se realiza dentro de las 24 horas posteriores a la tramitación del pedido. Nuestro empaque isotérmico está diseñado para preservar la frescura y la integridad del producto durante aproximadamente 48 horas, en caso de que la entrega tarde más de lo esperado.
  • Puedes conservar la trufa fresca durante unos 7 días siguiendo nuestras instrucciones. En cuanto recibas el paquete, te recomendamos que saques la trufa del envoltorio que hemos preparado para el envío y la envuelvas en papel absorbente o en un paño, cerrándola en un bote de cristal o recipiente hermético, y metiéndola en el frigorífico. Es importante asegurarse siempre de que el papel o la tela no estén húmedos, por lo que le recomendamos que los cambie al menos una vez al día hasta que consuma la trufa. Antes de poder consumirla, la trufa fresca hay que limpiarla de los residuos de la tierra... te recomendamos que la limpies justo antes de comerla, así que puedes limpiarla con mucha delicadeza con la ayuda de un cepillo suave y un paño húmedo, y cuando hayas eliminado los residuos de tierra estará listo para ser disfrutado!